Cusco Para Curiosos

El Cusqueño más antiguo

Cusco Para Curiosos | Artículos Cuscopólita El Cusqueño más antiguo tiene más de 70 mil años. ¿Quién es? Es un Gliptodonte (dinosaurio similar a un armadillo) que vivió en lo que hoy es nuestra ciudad durante la época del Pleistoceno. Los restos de este asombroso ejemplar fueron encontrados en el cerro Wimpillay por un poblador que removía la tierra para construir su casa, hace casi 15 años. Desde entonces, un equipo conformado por arqueólogos, paleontólogos y escultores ha juntado esfuerzos para restaurarlo y ponerlo en valor para el público. Sin embargo, la desidia de autoridades al respecto ha complicado este proyecto, por lo que ha estado en abandono por muchos años. Hoy, el Cusqueño más antiguo se encuentra en el Complejo Arqueológico de Pikillacta, expuesto para ser conocido por el mundo, pero al mismo tiempo, reclamando la atención que por su historia merece.

Secretos de la Merced

Cusco Para Curiosos | Artículos CuscopólitaEl Convento de la Merced guarda bajo su tierra un oscuro misterio: el cuerpo del conquistador Diego de Almagro. El socio de Pizarro se encuentra enterrado bajo una piedra brillante que, curiosamente, no se tiene como un lugar preciado sino que cualquiera puede hasta pisar. Asimismo, se cuenta un par de cosas interesantes sobre este convento: primero que fue construida sobre un cementerio y segundo, que hubo un monje boliviano, Francisco Salamanca, que se enclaustró por 11 días para rezar. Durante su estancia pintó en las paredes de la habitación su versión de purgatorio y además escribió música en quechua y aymara.

Río Sagrado

Cusco Para Curiosos | Artículos CuscopólitaLos Incas tenían una versión hermosa e integradora de su entorno. Creían que todo lo que se encontraba en el cielo (estrellas, constelaciones, astros, etc.) debían tener una representación física en la tierra, y si no la encontraban, la creaban. Es decir, el cielo era un espejo de la tierra, y viceversa. El eje de todo era la Vía Láctea, llamada “Willcamayu”, Río Sagrado o Río Celestial, representado en la tierra en el Río Vilcanota. El Mayu tenía constelaciones (luminosas, formadas por estrellas y oscuras, formadas por los espacios negros entre ellas) que los Incas reconocían como animales sagrados. Así encontraron a la llama, al cóndor, al zorro, la serpiente y más, los cuales bebían del agua sagrada del río. Para que puedan acceder a ese conocimiento sagrado, los Incas construyeron sus templos de acuerdo a las formas de estos animales, creyendo que “trayéndolos” a la tierra conocerían los misterios. Esto se llama Arquitectura Sagrada, la construcción de espacios en concordancia con la forma del universo.