Viajes intergalácticos con Joselito Sabogal

Joselito Sabogal

Joselito Sabogal Araujo es actualmente el más distinguido representante de la escuela trujillana de pintura contemporánea. Nació en Cajabamba (Cajamarca), en 1971. Se graduó en la Escuela de Bellas Artes Macedonio de la Torre en Trujillo, ciudad con la que está vinculada la mayor parte de su carrera artística. Estuvo becado en Francia y radicó varios años en Europa, pero finalmente decidió volver a su tierra. Su obra es ampliamente conocida en Trujillo y Lima, donde ha sido exhibida en reiteradas ocasiones, aunque se ha mostrado muy poco en Cusco. Este proyecto es una singular oportunidad para los artistas cusqueños y el público en general para ver una notable selecc ión de sus trabajos pictóricos y gráficos del último año.

La exposición individual de Sabogal “Historias de un Sueño Sideral” se inauguró el día 10 de Febrero en la Sala de Exposiciones Temporales del ICPNA Cusco (Av. Tullumayu 125), Permanecerá hasta el 31 de Marzo. Del 4 de Abril al 30 de Junio la muestra se presentará nuevamente en el Hotel Marriott Cusco. Joselito Sabogal nos visitará para la inauguración de la segunda parte del proyecto en el mes de Abril y dará una ch arla abierta en la Escuela de Bellas Artes del Cusco. El ingreso a esos eventos es libre y gratuito para todo el público.

¿Por qué escogiste el arte como tu carrera profesional?

Muchos creen que es una opción arriesgada. No escogí el arte, más bien el arte me escogió a mí. Es una hermosa profesión, además, es mi religión, pues me despierto pensando y haciendo arte.

¿Qué artistas, vivos o muertos, han marcado tu formación profesional?

Están Gerardo Chávez, Venancio Shinki y el nicaragüense Armando Morales. Alguna vez dijiste que eres ciudadano del mundo. Pero después de varios años en Europa volviste a Trujillo.   

¿Qué significa Trujillo para ti?

Trujillo significa mucho, es el lugar donde crecí con mis sueños y anhelos que nacieron en esa tierra llena de enigmas y misterios. Bebo de la magia de los antiguos mochicas y chimús y a la vez del legado hispano en sus colores, ahí estudié en la Escuela de Bellas Artes y me forjé un nombre como artista.

¿Cómo se ve el panorama del arte peruano actual desde Trujillo?

Hoy en día existen artistas talentosos de varias escuelas del Perú. Su obra se va canalizando en diversas muestras que se dan tanto nacional como internacional. El arte cobra auge, muchas veces debido a la apertura de salones y espacios para exhibir.

joselito-sabogal-cuadro

¿En qué medida esta nueva serie de obras que estás presentando en Cusco continúa tu trayectoria anterior? ¿Qué ingredientes son nuevos?

Mis nuevas obras tienen como excusa la evasión de esta realidad, para dar paso a mundos alternativos, enmarcados en un ambiente futurista. Son sueños cósmicos plasmados de manera íntima. He dado vida a estos nuevos animales anómalos y habitantes de universos imaginarios, dejando por un momento mis otros sueños, de caballos, peces y aves, para lanzarme a esta nueva aventura. En tus trabajos siempre está muy presente el elemento onírico. ¿Qué son para ti los sueños? Para mí lo sueños funcionan como una válvula de escape de la realidad en la que vivo, siempre fue así desde mi niñez. Tal vez suene a un soñador incorregible, pero siempre están conmigo estos mundos oníricos y mágicos. Estoy allí cual director de escena contemplándolo todo, siento que son reales, que estos habitantes soñados, de verdad viven en un mundo paralelo, deseo que sea así. ¿Por qué optaste esta vez por la temática espacial? Es un tema en que estaba persistiendo desde hace buen tiempo. Soy un lector amante de la ciencia ficción, tengo la idea fija de que hay algo más allá de nuestro lindero llamado planeta Tierra. Pienso que en el vasto universo pululan seres que escapan a nuestra imaginación. Hablando de la ciencia ficc ión, ¿quiénes son tus autores favoritos? En lo que a la literatura se refiere, Isaac Asimov es mi favorito. Mencionaste en una de tus respuestas anteriores la palabra “futurista”. Teniendo en cuenta tu interés por la ciencia ficc ión, ¿cómo te imaginas el futuro de la humanidad? Como decía el filósofo y cantautor Facundo Cabral, “siempre cuando nace un niño hay una nueva esperanza”. Trato de no ser pesimista, creo que en un mañana se llegue a la unión colectiva de todos los habitantes de esta nave llamada Tierra, que aun con sus tragedias, con sus guerras y sus injusticias, no han perdido la fe. Quiero creer que un día reconozcan que hayan aprendido la lección y que entiendan: si no se unen en armonía y amor, no sobrevivirán como especie. Si no fueras pintor, ¿a qué te gustaría dedicarte? A algo que tenga que ver con animación, pues siempre me ha fascinado el mundo de Walt Disney, me hubiera gustado trabajar haciendo dibujos animados. Además de Walt Disney, ¿qué otras animaciones te llaman atención? ¿Directores favoritos? ¿Fuera de la animación, algunas otras preferencias en el ámbito del Cine? Me llama mucho lo que tiene que ver con efectos especiales, sobre todo los personajes trabajados en 3D, al igual que los ‘animatronics’ que son esculturas modeladas en siliconas, con circuitos electrónicos, que hacen que los personajes cobren vida. De los directores de cine, me apasionan los trabajos de Steven Spielberg y Guillermo del Toro. ¿Cómo te ha recibido el Cusco? ¿Cuáles son tus impresiones? Cusco me ha recibido fraternalmente, me he sentido muy feliz por tan buena acogida tanto a mi persona como a mi arte, me he llevado la mejor de las impresiones y estoy deseoso de volver. Sólo que con mayor precaución para el caso de los mareos del soroche que sí me afectó. Pero no por ello dejé de sentirme dichoso de la estadía en esta mágica y milenaria ciudad. Estuviste en Cusco antes, hace much os años. ¿Lo encuentras cambiado? Sí, fue hace más de 17 años. No fue una estancia larga, sólo fue un episodio anecdótico. Aquella vez había ganado un premio en Arequipa, era el primer puesto del concurso de pintura Michell & Cia, la premiación se postergó por una semana y opté por ir a Cusco en esa semana, porque regresar a mi ciudad hubiera sido un sacrificio. En aquella oportunidad sólo estuve en el centro histórico y sus alrededores. Ahora he visto al Cusco mucho más grande. Ha crecido enormemente y se siente su autonomía y el amor de la gente a su ciudad. ¿Hiciste nuevas amistades, contactos en el mundo artístico local? Sí, conocí una legión de buenos talentos cusqueños: pintores, escultores, escritores y músicos. También a gestores culturales que muchas veces promueven la cultura aun contra la corriente, ponen al Cusco en vitrina mostrando a sus artistas. ¿Qué les desearías a los artistas cusqueños para el futuro próximo? Quisiera desearles las mejores energías y que toda la creatividad fluya para ellos. Y bueno, por qué no, hacer una muestra conjunta de artistas trujillanos y cusqueños en un futuro no muy lejano, para que puedan todos apreciar la magia de ambas escuelas. Pienso que el público saldrá ganado de saber que hay en el Perú una multitud de artistas provincianos más allá del circuito galerístico privado, que muchas veces desestima al verdadero talento.